Sobre mi

Desde pequeñita, me sentaba al lado de mi madre y cosía y cosía con ella. Poco a poco, conseguí dar forma a muchos intentos y comencé a usar la máquina de pedal, esa preciosidad que era de mi abuela y que  hoy de vez en cuando hago sonar para  acompañar alguna tarde de recuerdos. 

Y seguí creciendo y seguí pensando y seguí creando cada noche antes de dormir. Algunas ideas cogían formas pero otras desaparecían agarradas al sueño que viniera a recogerlas. Reciclé, pinté, dibujé cosí....y siempre (como decían) estaba en las nubes. Un lápiz, unas tijeras, una tela, una cuerda........cualquier cosa a la que pudiera dar forma me hacía feliz...

.....Después y durante mucho tiempo abandoné los hilos y las telas y también abandoné la nube...... y los cambié por planos y por obras. 

Pasó mucho tiempo y pasaron muchas cosas y la nube seguía ahí...

.... y un día, entendí que las nubes en las que me perdía, no eran mas que la necesidad de crear. Y como quien no quiere la cosa, un día la vida me invitó (por circunstancias que no vienen a cuento) a que dejara las obras y dejara los planos y me pusiera a enseñar. Fui feliz, es mas soy feliz cuando enseño, pero no siempre se llega a tiempo a coger algunos trenes ........y como quien no quiere la cosa, entre esperas y esperas, la vida me sentó de nuevo delante de la máquina de coser de mi madre......
......Al fin y al cabo no es tan diferente, toda la vida he estado haciendo lo mismo, pero en distintos escenarios, imaginas un proyecto y lo plasmas.....imaginas una prenda y la haces, imaginas un producto y hasta que no lo has hecho no descansa tu cabeza.................que mas da papel o tela, lápiz o hilos? .....al fin y al cabo, todo nace de la necesidad de crear.


Para mis creaciones, utilizo cualquier material, lo que me vaya viniendo a la mente. Utilizo materiales reciclados constantemente, ya que antes de tirar una prenda intento darle un segundo uso. Para la bisutería utilizo diversos materiales, cordones, botones, piedras.....



A todos los productos les dedico tiempo y mimo. Cada producto es único, ya que siempre un detalle, marca la diferencia. 


Costurica